Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

El Iscamen realiza acciones preventivas para mejorar la sanidad de cara a la próxima campaña agrícola

Lo que conviene tener en cuenta durante los meses de otoño, invierno y primavera para evitar la mosca del Mediterráneo.

La planificación y realización de medidas preventivas al finalizar la cosecha, son fundamentales para que la próxima temporada agrícola sea óptima en términos fitosanitarios. Desde Iscamen se recomienda una serie de prácticas agrícolas a tener en cuenta en los meses de otoño, invierno y primavera. La propuesta está basada en ensayos de campo por lo que su aplicación resulta determinante para el control de diversas plagas agrícolas, incluyendo mosca del Mediterráneo.

Otoño

Durante este periodo del año, es conveniente realizar tratamientos post cosecha con aplicación de agroquímicos para el control de adultos de moscas de la fruta que ingresaron a las fincas.

El tratamiento post-cosecha tiene como objetivo evitar que las poblaciones de adultos de mosca del Mediterráneo coloquen huevos en la fruta y generen poblaciones para la próxima temporada. Haciendo este control se evitan problemas al inicio de la próxima campaña agrícola.

De acuerdo a los ensayos realizados en campo, es conveniente realizar las aplicaciones a partir de la segunda quincena de marzo. Como resultado de las aplicaciones post-cosecha se puede alcanzar una importante disminución de las poblaciones en la próxima campaña.

Estos tratamientos deben realizarse tomando como referencia el ciclo teórico de la plaga, es decir el pasaje desde huevo hasta el nacimiento de un nuevo ejemplar adulto, ciclo que además está relacionado además con las temperaturas; así, por ejemplo:

·         Si las hembras de mosca del Mediterráneo ponen sus huevos desde el 15 de marzo sus adultos nacerán a partir del 15 de mayo.

·         Las hembras de mosca del Mediterráneo que ponen sus huevos desde el 1 de abril sus adultos nacerán a partir del 1 de agosto.

·         Las hembras de Mosca del Mediterráneo que ponen sus huevos desde el 15 de abril sus adultos nacerán a partir del 15 de setiembre.

·         Las hembras de Mosca del Mediterráneo que ponen sus huevos desde el 15 de mayo sus adultos nacerán a partir del 15 de octubre.

Si se realizan controles tempranos las condiciones sanitarias tienden a mejorar de una temporada a otra. Se recomienda la realización de dos aplicaciones de control químico, separadas 10 días entre sí.

Se puede repetir el producto o hacer una aplicación de cada uno con una diferencia de 10 días.

Si de acuerdo al tipo de producción que se realiza en la finca existen restricciones para alguno de los productos sugeridos, se puede aplicar otro que cubra con su persistencia los 10 días entre las dos aplicaciones para alcanzar el mismo efecto preventivo.

De acuerdo a los ensayos realizados, es conveniente hacer las aplicaciones a partir de la segunda quincena de marzo.

Invierno

En esta época es preciso eliminar los frutos que puedan estar larvados y evitar que las hembras de la mosca del Mediterráneo tengan un lugar dónde depositar (oviponer) sus huevos; es importante recordar que, si no hay frutos, se corta el ciclo reproductivo ya que la hembra no encuentra lugar para oviponer. De esta manera, se interrumpe el pasaje invernal que realizan estos insectos.

Se sugiere recorrer la finca y detectar frutales que aún mantengan fruta en las plantas, especialmente ornamentales alrededor de las viviendas como higueras o cítricos y trincheras de membrillos. Sí aún hay fruta post-cosecha, realizar la descarga total de las plantas frutales.

Es muy importante no dejar melezca por lo que sería conveniente enterrar los frutos caídos y pasar la rastra. También es una buena práctica agrícola realizar trabajos culturales sobre frutales no comerciales que tengan frutos que permitan pasaje invernal tales como cítricos (excepto el limonero), membrilleros e higueras.

Primavera

Da inicio la temporada productiva por lo que la implementación de planes fitosanitarios, principalmente en los oasis norte y este, que se complementen a las acciones de control en grandes áreas que realiza Iscamen, como la Técnica del Insecto Estéril, son fundamentales en términos sanitarios y determinantes en cuanto a los rindes de producción. De acuerdo a cada producción, variedad y zona geográfica, es preciso planificar acciones de control dentro de la finca.

 

 

FUENTE: GOBIERNO DE MENDOZA

 

Queremos conocer tu opinión
Tu opinión es muy valiosa para nosotros y queremos conocerla. Por eso, te pedimos que contestes el siguiente formulario.
 

COMPARTIR

Compartir
Twitter
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

NOTICIAS RELACIONADAS

Últimas Noticias

Noticias por Categoría

COMPRAMOS

MOSTO

DE TODAS LAS CLASES Y CALIDADES